La lluvia vs. la prole

Las calles son intransitables, el tráfico no nos permite llegar a nuestro destino, hay varios árboles derribados en plena avenida, no puedes ni salir a la calle porque regresas hecho una sopa, las inundaciones han dañado tu auto y probablemente hasta tu casa…

Podrá parecer una película de terror o el capítulo de alguna serie apocalíptica, pero lo que describimos anteriormente es solamente una probadita de todo lo que tiene que pasar la prole, cuando Tláloc se enoja y nos muestra los alcances de su poder.

Por más que muchas personas sigan pensando que el cambio climático es un cuento inventado por los medios (cof cof, Donald Trump, cof, cof), la realidad es que las lluvias son un reflejo directo de los efectos del cambio climático en México y en el resto del mundo. Para muestra, basta con hacer un poco de memoria, ya que en nuestro país hasta hace algunos años, las lluvias que se presentaban no eran tan fuertes.

agua1

En varias partes del país se han experimentado lluvias atípicas, ciclones y tormentas, en lugares donde antes no se presentaban, y de la misma forma, podemos decir que el clima cada vez es más impredecible. ¿Cuántas veces no has salido de tu casa a pleno rayo de sol, y en cuanto llegas a tu trabajo se suelta un aguacero? ¿Acaso no has vivido con la zozobra de no saber si el clima te permitirá llegar a tu casa sano y salvo?

Solamente en 2017 se han registrado, en varios estados del país, cambios bruscos de temperatura y lluvias anormales. Durante los últimos meses, estados como Oaxaca, Chiapas y Tamaulipas se han visto afectados por lluvias atípicas, que se presentan durante temporadas, en las cuales no se esperan ese tipo de fenómenos.

Y ni qué decir de la Ciudad de México, el Estado de México y otras ciudades grandes, que de por sí ya son bastante caóticas sin lluvia, pero se salen completamente de control cuando el agua, el granizo y las ráfagas de viento atacan. Es horrible salir del trabajo y encontrar todas las calles inundadas o no poder utilizar el metro porque el agua no permite que continúe con su servicio normal.

agua2.jpg

La lluvia es una de las peores cosas que le pueden pasar a un país lleno de caos como lo es México; parece que en el momento en el que cae el agua, los mexicanos perdemos cualquier tipo de habilidad al volante, además de que los fenómenos naturales de este tipo, también tienden a desatar su furia en contra de nuestras casas, dejando cuantiosos daños, y en muchas ocasiones, hasta acaban con el patrimonio de varias familias.

Se sabe perfectamente que, por lo menos en la Ciudad de México, el drenaje no funciona de forma eficiente, lo que provoca que las inundaciones sean nuestro pan de cada día. Podemos echarle la culpa al gobierno, pero la verdad es muy complicado mantener el sistema de drenaje, debido a que cada vez se presentan más lluvias, y además nosotros seguimos tirando basura como si nada, provocando que todos los túneles de drenaje se tapen y no cumplan con su función.

Si algo nos queda claro es que, a pesar de que es muy triste ver como el clima se vuelve loco, Tláloc tiene varias razones para mentarnos la madre… De alguna forma se tiene que desquitar, ¿o no?

@TotalmenteProle

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s